La enfermedad celíaca esa gran desconocida

Categoría: ,

Muchas veces se nos escapa a los médicos, que estamos delante de un paciente celíaco, e incluso podemos hacer un diagnóstico incorrecto.

Pero también es cierto que, en ocasiones, las formas de presentación de la enfermedad celíaca son camaleónicas. Es una enfermedad autoinmune y sistémica, con una base genética, relacionada con la toma de gluten. Cuando nos referimos a sistémica quiero decir que puede afectar a cualquier parte del cuerpo, desde el pelo a la punta de los dedos de los pies.

Muchas veces la enfermedad celíaca se presenta con alteraciones que nada tienen que ver con nuestro intestino, y además es el único síntoma que presenta el paciente.

Por eso, muchas otras especialidades deben conocer perfectamente esta enfermedad. Ya que acudimos a otras especialidades, que nada tienen que ver con los especialistas digestivos, pues los signos y síntomas que tenemos están en otras partes de nuestro cuerpo. Y si esos especialistas no conocen, que esas alteraciones pueden estar relacionadas con la enfermedad celíaca (EC), ese paciente no será diagnosticado.

Voy a poner algunos ejemplos para comprender mejor lo que estoy aquí exponiendo:

A veces, hay pacientes que presentan anemia ferropénica que no responden a la toma de hierro por vía oral, además, tienen depósitos bajos de ferritina. Para solucionar este problema se recurre a suministrar hierro por vía intravenosa.

Cuando existe una anemia ferropénica que no responde a la toma de hierro oral, se piensa en pérdidas de sangre por heces, reglas copiosas, entre otras, pero no siempre encontramos estas relaciones y mandamos a estos pacientes al hematólogo, para que los estudien. Pero incluso después de un estudio hematológico, las cosas no quedan claras.

Pacientes con anemia ferropénica que además se acompañe de leucopenia con una inversión en las cifras de neutrófilos y linfocitos, debería hacer pensar al hematólogo en una enfermedad celíaca (EC). Aún más si se acompaña de plaquetopenia. Hoy sabemos que entre un 8-20% de los pacientes con anemia ferropénica son celíacos. Luego los hematólogos deberían conocer esta posible relación.

Otras alteraciones analíticas que podemos encontrarnos son:

  • Déficit selectiva de IgA.
  • Elevación de las transaminasas (Hipertransaminasemia).

Pacientes que empiezan con defectos del esmalte dental y acude a su dentista, o a su cirujano maxilofacial. A veces resuelven el problema poniendo fundas como única solución, lo cual puede ser un error, porque hoy sabemos que estos defectos pueden estar relacionados con la EC. En algunas ocasiones, también presentan aftas bucales que deben siempre hacer pensar en la EC, como muestro en la foto, a continuación:

Además, las lesiones de la piel están en muchos casos relacionados con la EC, y esto lo deberían contemplar muy bien los dermatólogos. Entre estas lesiones podemos encontrar, dermatitis herpetiforme, psoriasis y urticaria. Muchas veces, estas lesiones pueden ser la única manifestación de una EC. Por ello, los dermatólogos deberían saber relacionar estas patologías con la EC. Muestro fotos de algunos de los casos mencionados:

En otras ocasiones, una osteoporosis en personas jóvenes que pueden acompañarse de roturas óseas, puede ser la primera manifestaciones de una EC. Ver la siguiente foto:

Incluso hay alteraciones que presentan estos pacientes que pertenecen al área neurológica. Como pueden ser migrañas, neuropatías periféricas, epilepsias, y la ya confirmada ataxia cerebelosa por gluten.

En otras situaciones, la infertilidad y los abortos de repetición podrían ponernos tras la pista de una EC. Estas asociaciones se dan en un 15% de los casos. Luego conocer esta relación es muy importante por parte de los ginecólogos, debido a que tras una dieta sin gluten esta situación podría desaparecer.

También, las alteraciones endocrinas, se asocian con frecuencia con la enfermedad celíaca. Tanto el hipotiroidismo como el hipertiroidismo de origen autoinmune estarían entre ellas. Esta asociación se da en un 20-25% de los pacientes.

En pacientes con diabetes Mellitus tipo 1 se encuentra que entre un 5-10% son también celíacos (comparten la misma base genética, Haplotipo (DR3/DQ2).

En algunos pacientes, la existencia de una taquicardia que aparecía después de comer, sirvió después de dos años para hacer el diagnostico de celiaquía. Tras una dieta sin gluten éstas desaparecieron.

Ansiedad, depresión, fatiga crónica también pueden estar relacionados con la EC.

Así podríamos seguir, enumerando más casos.

Como vemos, cualquier especialidad puede estar relacionada con la enfermedad celíaca:

  • Digestivas
  • Cutáneo-mucosas
  • Hematológicas
  • Reumáticas
  • Hepáticas
  • Neurológicas
  • Cardiológicas
  • Ginecológicas
  • Psicológicas
  • Alteraciones del sueño
  • Otras….

Por eso, es muy importante que todos los especialistas conozcan estas relaciones para poder diagnosticar esta enfermedad.